Nuevo colector y tanques de tormentas para Badajoz

La entibación lineal proporciona un espacio de trabajo amplio y seguro

En la capital de provincia Badajoz, situada al oeste de España, la empresa COPISA Constructora Pirenaica actualmente está realizando los trabajos consistentes en la adecuación del colector margen izquierda de Rivillas-Calamón, en una longitud de 815 metros y 2.000 mm de diámetro, así como la construcción de uno nuevo en la margen izquierda del río Guadiana, de 3.800 metros de longitud y diámetros comprendidos entre los 2.200 y 3.000 mm. así como varios depósitos de retención de aguas pluviales. Los trabajos, llevados a cabo por encargo de la Sociedad Estatal ACUAES del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente,en convenio con el Ayuntamiento de Badajoz, tienen un volumen de casi 14 millones de Euros IVA incluido. Con el fin de proteger la zanja de construcción durante la realización de uno de los colectores, la empresa emplea la entibación lineal de doble guía de Emunds+Staudinger, una marca de la ThyssenKrupp Infrastructure. Una decisión, que no sólo vale la pena en lo que se refiere a la seguridad. En particular, el empleo del así llamado puntal móvil tipo “U”, junto con la posibilidad de cambiarlo en la altura conforme a los requisitos del fabricante, proporcionan el espacio laboral necesario durante la colocación de tuberías con grandes diámetros nominales.

Económico y seguro

Según declara Luis Felipe Pérez Romero (Director de Obra de ACUAES), los pronósticos relativos al desarrollo del número de habitantes de la gran ciudad de Badajoz, han puesto de relieve la necesidad de un aumento a largo plazo de la eficacia del sistema central de aguas residuales. También con vistas a futuros episodios de aguas torrenciales era necesario tomar medidas. Dos depósitos de retención de aguas pluviales, con una capacidad de 20.000 m3 y 25.000 m3 respectivamente, proporcionarán las capacidades necesarias en el futuro. Además, se colocará un nuevo colector DN 2200 en una longitud de 3800 m. Para Luis Felipe Pérez, la seguridad en la obra es un requisito indispensable que exige siempre a las constructoras, por eso, para proteger la zanja de hasta 6 m de profundidad, con una anchura interior de 2,75 m, Copisa apuesta por la entibación lineal de doble guía de Emunds+Staudinger. En la entibación lineal, los paneles de entibación se sujetan en guías montadas en posición vertical, de manera que deslizan uno al lado del otro. Terminado el montaje, el resultado es un sistema de entibación de doble guía. En vez de puntales articulados fijamente posicionados, dentro de la zanja unos puntales móviles y rígidos a la flexión mantienen a distancia los soportes y los paneles de entibación – de tal manera, que la anchura deseada de la zanja se mantiene igual en cada fase de la construcción. “No obstante, la entibación no sólo acumula puntos en cuanto a los aspectos técnicos”, constata Alberto García, ThyssenKrupp Infrastructure, de la división Emunds+Staudinger / KRINGS, Tafalla (España). En particular, en las zanjas de construcción más profundas, se permite una utilización rentable del sistema, ya que al deslizar los paneles interiores y exteriores uno al lado del otro, las fuerzas del desmantelamiento son muy inferiores a las de la mayoría de los demás sistemas de entibación.

Amplio espacio de la zona de trabajo

En Badajoz, se procederá a la utilización de 18 módulos de 4 m de longitud, respectivamente. “En nuestro caso, el empleo del puntal móvil proporciona una altura máxima de traspaso y, por consiguiente, la mayor flexibilidad posible en la obra”, confirma el Jefe de Obra, Joan Enric Alonso y Nogués. “Este elemento constructivo dispone de características estáticas sobresalientes y es extremadamente resistente.“Dependiendo de las necesidades en las distintas fases de construcción, el puntal móvil puede actuar en función de las especificaciones estáticas. Lo que cabe destacar: Debido a la construcción en forma de “U” – que permite enormes longitudes de las vigas – el puntal móvil posibilita el trabajo con alturas de traspaso de tubería muy grandes. Esto aporta muchas ventajas técnicas y económicas para los aparatos y vehículos utilizados en la obra, tanto durante los procesos de montaje y desmontaje, como en el trabajo mismo en la zanja de construcción.

Sea como fuere: Todos los socios implicados en el proyecto coinciden en su conclusión sobre el sistema de entibación empleado: Tanto el mismo sistema como también el buen asesoramiento técnico sobre el terreno contribuyen a bajar los costes en la obra.

En la entibación lineal de doble guía, el puntal móvil tipo “U” permite una altura máxima de traspas así como un trabajo flexible en la obra.

Para proteger la zanja de construcción de hasta 6 m de profundidad, se utilizaron 18 módulos del sistema de entibación lineal de 4 m de longitud, respectivamente.

www.thyssenkrupp.com

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar