Liebherr lanza con la nueva LCM 1.0 una planta de hormigón más compacta
(Artículo publicado en la Revista Obras Urbanas número 85)

Hasta 60 m3 de capacidad de producción por hora Montaje rápido y sencillo con trabajos mínimos de cimentación Transporte económico en tan solo dos contenedores Acabado galvanizado para una prolongada vida útil Liebherr responde, con su nueva planta de hormigón LCM 1.0, a los desafíos del mercado. Crece la demanda de plantas de hormigón más pequeñas, optimizadas para el transporte y adaptadas a presupuestos moderados.

Crece sin cesar la demanda de plantas mezcladoras más pequeñas y eficientes. Cada vez son más las empresas que apuestan por producir ellos mismos el hormigón que precisan, mediante plantas más pequeñas y versatiles. En este proyecto unos de los objetivos principales ha sido la reducción del coste de adquisición, haciéndolo de este modo más competitiva. Siendo, además, de alta eficiencia y de un manejo extremadamente sencillo.

La respuesta de Liebherr se llama LCM 1.0. Una planta de hormigón fiable, con una serie de ventajas especiales: La planta no solo resulta económica en lo que se refiere a su adquisición, sino que también lo es para el transporte, la instalación y su funcionamiento. Su diseño le otorga una gran movilidad, concebida para un reducido transporte y fácil instalación, gracias a su base de acero. Apenas precisa de cimentación, siendo factible desplazarla a terrenos alquilados temporalmente y reubicar la planta sin problema.

El funcionamiento de la planta es sencillo, gracias a un intuitivo sistema de control mediante ordenador portátil. Las plataformas y los mecanismos para ascender son amplios y garantizan un acceso óptimo, seguro y acorde a las normativas. De este modo, se simplifican los trabajos, tanto de limpieza como del servicio técnico. El contrastado sistema mezclador de eje vertical de Liebherr, garantiza una capacidad de producción de hasta 60 m³ de hormigón blando, Hay disponibles diferentes silos agregados, con un volumen de almacenaje de entre 40 y 100 m³. La planta puede equiparse con hasta 3 silos de cemento (de 100 toneladas cada uno). También pueden solicitarse el siguiente equipamiento opcional: medición de la humedad, báscula de hielo, revestimiento, control del contenedor y mucho más.

El acabado robusto y completamente galvanizado le garantiza una prolongada vida útil. Incluso con esta pequeña planta mezcladora, dispondrá de la máxima calidad de Liebherr. Todo ello, acompañado, en todo momento, por el servicio técnico de Liebherr, disponible en todo el mundo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *