Galgas cónicas de Stauff ayudan con la revisión de las herramientas de montaje

Las galgas cónicas STAUFF para racores de montaje muestran el desgaste a tiempo, un control a simple vista está bien, un control riguroso está mejor

Cuando se trata de conectar sin fugas tuberías hidráulicas, se requiere precisión, por lo que la seguridad durante el montaje es un tema importante. Por eso, se advierte regularmente, por ejemplo, sobre el peligro de un montaje excesivo o un montaje insuficiente al realizar ángulos de apriete imprecisos. Un tema con menor presencia, pero igual de importante, es el tema «Revisar herramientas de montaje». Como ejemplo, el control de desgaste del racor de montaje para el montaje final de uniones roscadas de anillos cortantes de 24° viene prescrito incluso con la DIN 3859-2 para después de 50 montajes. Para evitar montajes incorrectos, STAUFF recomienda revisar con galgas cónicas el cono interior de 24° del racor de montaje. Así se puede determinar con exactitud que las medidas se respetan y se descubren también más rápido las diferencias que con la inspección visual. Otra ventaja: Si se realizan controles periódicos, no será necesario cambiar las piezas antes de tiempo «por precaución», lo que ahorra costes innecesarios. Especialmente cuando hay muchas piezas merece la pena revisar meticulosamente el desgaste, en lugar de fiarse de los cálculos a ojo y de las inspecciones visuales. Nota: Engrasar regularmente el cono del racor de montaje cuida el material.

Las galgas cónicas se pueden adquirir individualmente para diámetros de tubo de 6-42 mm o como juego en un práctico maletín (juego de galgas cónicas FI-Box 6-42). Las galgas cónicas son adecuadas para todos los racores de montaje final del tipo FI-FK para el montaje final manual y FI-MFK para el montaje final mecanizado con la máquina de montaje de anillos cortantes.

close

NEWSLETTER

Regístrate para recibir contenido en tu bandeja de entrada, cada semana.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *