Flexbrick®: sostenibilidad y eficiencia energética, un alto compromiso con la sociedad y el medioambiente

En la actualidad, se calcula que el 40% de la energía consumida en Europa procede de la construcción. Un sector que presenta uno de los consumos de recursos más importantes, y a su vez, genera una alarmante cantidad de residuos con sus procesos y actividades. Por ello, y gracias a la creciente concienciación social sobre el impacto medioambiental que esto provoca, lograr eficiencia energética en los edificios se ha convertido en una de las principales premisas de la arquitectura actual. En línea con esta filosofía, Flexbrick ® se presenta como un sistema constructivo de alta sostenibilidad, de naturaleza altamente reciclable y con un proceso de fabricación que evita la emisión a la atmosfera de CO2 y otros gases de efecto invernadero destructores de la capa de ozono.

Afortunadamente, cada vez son más las empresas que apuestan por integrar la sostenibilidad, la eficiencia y el ahorro energético en su responsabilidad social corporativa con el objetivo de buscar procesos y materiales alternativos que contribuyan a la preservación del planeta. Flexbrick ® se postula claramente como una de ellas. Las propiedades naturales intrínsecas de su material primario, la cerámica, lo convierten en una solución ideal para lograr mayor eficiencia energética y máximo confort en el interior de los edificios. En concreto, este sistema constructivo basado en una malla de acero flexible actúa como pantalla de protección natural frente a la radiación solar, permitiendo crear espacios intermedios atemperados que reducen el gasto energético en climatización. Además, su capacidad aislante e inercia térmica, propia de los materiales cerámicos, contribuyen también a disminuir notablemente la demanda energética de las construcciones que cuentan con este recurso.

Otra de las razones por las que Flexbrick® contribuye a la conservación del medioambiente es su facilidad de reciclaje ya que la unión de sus materiales se realiza en seco, permitiendo que éstos puedan separarse con facilidad. Asimismo, su innovador método de producción, pionero en Europa, utiliza biogás como principal combustible, el cual es extraído de forma natural. Gracias a este proceso se consigue una reducción del consumo de energía de 5.000.000 Nm3 al año en combustibles fósiles y una reducción significativa de las emisiones de dióxido de carbono y otros gases de efecto invernadero (aproximadamente 16.700 toneladas / año de CO2).

En definitiva, el exclusivo e innovador sistema cerámico Flexbrick ® es un claro caso de éxito empresarial en la integración de la sostenibilidad y el compromiso social dentro de su ética corporativa, ofreciendo una solución constructiva de lo más innovadora que engloba medioambiente, economía y sociedad.

close

NEWSLETTER

Regístrate para recibir contenido en tu bandeja de entrada, cada semana.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *