El CRAS, una inversión que multiplica la rentabilidad

El CRAS, una inversión que multiplica la rentabilidad

El uso del cemento demoledor CRAS, fabricado por la firma alavesa Kayati SL, es una opción ventajosa a la hora de realizar demoliciones, en facilidad de uso, tiempo, y empleo de recursos económicos.

La no necesidad de utilizar maquinaria pesada con el CRAS, ni de implementar las medidas de seguridad necesarias en el caso de usarse explosivos, reduce el coste por metro cúbico demolido.

Cuando el resultado de la demolición es una ganancia en metros cuadrados construidos en zonas en los que el metro cuadrado es escaso y, por ello, caro, la inversión realizada en el CRAS genera una rentabilidad realmente elevada.

Este es el caso del proyecto que mostramos en este reportaje. En una zona urbana en montaña, el objetivo consistía en ganar volumen en profundidad, realizando un vaciado en un terreno granítico. El CRAS es una alternativa excelente para este tipo de proyectos. Permite llevar a cabo demoliciones importantes sin afectar al entorno, incluso muy próximo, de manera que el trabajo de vaciado puede llevarse a cabo de manera imperceptible para el vecindario y sin afectar la actividad económica del entorno.

El CRAS, una inversión que multiplica la rentabilidad

En el caso que nos ocupa, para la demolición del suelo granítico se realizaron perforaciones de diámetro 70 mm, distribuidos de acuerdo con las indicaciones de uso del CRAS, y el asesoramiento de los especialistas de Kayati SL.

El diámetro de 70 mm es el mayor que se considera adecuado para el buen funcionamiento de este cemento demoledor. El producto utilizado para realizar la demolición fue el CRAS Amarillo, una de las variantes del cemento expansivo de Kayati SL, que se consideró la más adecuada dadas las condiciones de temperatura en la que se llevó a cabo la demolición así como el diámetro empleado.

El desescombro del solar en el que se llevó a cabo la demolición pudo efectuarse antes de las 48 horas de la aplicación del CRAS, permitiendo la continuación de los trabajos para aprovechar en metros cuadrados -o sea, en euros- los metros cúbicos eliminados gracias a la ayuda del cemento demoledor.

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar