Compactar con más eficiencia con potencia híbrida

Compactar con más eficiencia con potencia híbrida

(Artículo publicado en la Revista Obras Urbanas número 74)

Las máquinas de construcción, gracias a la propulsión híbrida, se hacen más silenciosas y respetuosas con el medio ambiente. Un motor hidráulico híbrido ofrece, además, reservas de potencia para un uso muy dinámico. Bomag presenta como primicia en la Bauma 2019 el nuevo rodillo tándem BW 174 AP con propulsión hidráulica híbrida. El motor diésel, el acumulador hidráulico y el sistema de compactación se han reunido en una solución de sistema muy eficiente. La variedad de conceptos de propulsión que tiene Bomag da a los clientes mayor flexibilidad a la hora de combinar las tecnologías que mejor se adapten a la aplicación prevista y a la categoría de rendimiento.

Bomag, con el innovador sistema de propulsión hidráulica híbrida para su nuevo rodillo tándem, está impulsando en las máquinas de construcción una técnica de accionamiento alternativa: La empresa presenta el BW 174 AP por primera vez en el salón Bauma 2019 (número del stand: FS 1009), que tiene previsto empezar a comercializar en abril del 2019. La unidad de accionamiento, de gran eficiencia, está formada por un moderno motor diésel, un acumulador hidráulico y el Asphalt Manager . El acumulador hidráulico se encarga de cubrir los picos de carga de corta duración, que se producen, p. ej., al conectar la vibración. Esto abre paso al equipamiento con un motor más compacto que, por lo tanto, se puede aplicar en el margen de su máxima eficiencia. Esta solución híbrida favorece el medio ambiente y, además, ahorra costes: El consumo de combustible y las emisiones de CO2se reducen hasta un 20 por ciento. Pero con todo, el BW 174 AP se desplaza y compacta con la misma potencia que conocen los usuarios de otros avalados rodillos tándem de la misma familia con accionamientos corrientes.

Los motores de los rodillos convencionales suelen estar dimensionados para poder cubrir también los picos de carga. Esta elevada potencia, no obstante, solo se requiere brevemente, como p. ej. al conectar la vibración o al acelerar . La otra cara de la moneda: Durante el resto del tiempo, el motor ya no funciona a plena carga, lo que es menos ventajoso en términos energéticos.

El sistema híbrido: Un menor consumo con la misma potencia

La innovadora solución híbrida de Bomag configura un proceso diferente: El motor solo cubre la carga básica. En este margen de carga consume bastante menos combustible. Las dimensiones optimizadas del motor contribuyen a reducir las pérdidas térmicas, lo que, a su vez, incrementa el grado de efectividad. Otra mejora de la eficiencia corre a cuenta del moderno motor Kubota.

El nuevo acumulador hidráulico híbrido cubre los picos de carga. Abastece potencia a raudales, hasta 100 Nm y 20 kW , directamente al cigüeñal. La potencia total, 75 kW , está a la altura de la máquina correspondiente con el accionamiento convencional.

El acumulador se recarga en modo de propulsión, es decir , recupera energía en vez de gastar carburante. Este ciclo solo dura unos segundos, así que la potencia híbrida está lista de nuevo directamente para el próximo arranque de la vibración. En la práctica, el conductor no percibe nada de este proceso.

Una regulación precisa es la clave de la solución híbrida

El sistema de compactación Asphalt Manager juega un papel decisivo en la capacidad de rendimiento del sistema híbrido, porque estos sistemas requieren una regulación sumamente precisa. El único sistema del mercado capaz de asumir esta tarea es el Asphalt Manager de Bomag, que permite regular en progresión continua la fuerza de compactación.

Así, se requiere poca energía para acelerar la vibración desde cero. Además, la frecuencia deseada se alcanza más rápidamente que en los sistemas de vibración u oscilación convencionales. Asphalt Manager, al realizar un ajuste continuo del excitador, regula de forma automática y permanente la fuerza necesaria para la compactación. La estrecha trabazón que existe entre el sistema híbrido y el de compactación asegura siempre la frecuencia de vibración necesaria, incluso en los picos de carga. Esta precisión, por su parte, se amortiza rápidamente porque se traduce en una elevada calidad de la superficie y un gran rendimiento de compactación.

Bastantes menos pasadas

El extraordinario rendimiento de compactación de Asphalt Manager contribuye también a la protección del medio ambiente: La máxima potencia de compactación supera en un 20 por ciento a los sistemas de vibración convencionales. En la práctica esto significa que hay que realizar muchas menos pasadas para alcanzar la compactación necesaria. Cada pasada que se evita significa un ahorro en la proporción de 1:1 de combustible, CO2, ruido y desgaste. La ventaja salta a la vista.

El sistema híbrido de Bomag es, hoy por hoy, el único que aúna nada menos que tres componentes: el motor , el sistema hidráulico y Asphalt Manager . Nuestros ingenieros, al desarrollarlo, aprovecharon la dilatada experiencia con Ecomode, por así decirlo, el cerebro electrónico del rodillo. El dispositivo de control Ecomode procesa los datos de los distintos sensores y conecta en red los diversos componentes. Además del motor y el sistema hidráulico, Ecomode controla ahora también el sistema híbrido. La clave esencial de la eficiencia de los rodillos de Bomag radica en que cada componente siempre se aplica con el ajuste correcto.

La prueba de campo internacional ha confirmado ahorros del 20 por ciento

En un extenso ensayo de campo a nivel internacional, la solución alternativa de accionamiento híbrido no solo ha demostrado con contundencia que es una técnica fiable y madura para la aplicación práctica. Además, gracias a Bomag Telematic, el sistema de gestión digital de flota, las empresas del ensayo pudieron realizar un seguimiento en tiempo real de las economías de combustible concretas. Se ha confirmado en la práctica un ahorro del 20 por ciento.

Ecología en el diseño y las funciones

Por supuesto, el BW 174 híbrido también incorpora Ecostop, el acreditado sistema de desconexión al ralentí, que consigue reducir el consumo y el desgaste y contribuye así a preservar el valor de la máquina.

El motor diésel ya cumple en la actualidad los límites del último Nivel V de emisiones. También aquí demuestra Bomag que la economía y la ecología no se contradicen: Con la combinación de un filtro de partículas, el catalizador de oxidación y la recirculación de los gases de escape refrigerados, el BW 174 híbrido no requiere ninguna sustancia de funcionamiento adicional. Ya no hace falta repostar AdBlue.

Opcionalmente, la máquina se suministra con aceite hidráulico biológico, biodegradable y producido de forma sostenible. Gracias al diseño tan bien pensado desde el punto de vista ecológico, el BW 174 AP se puede reciclar en un 98 por ciento cuando, al término de innumerables horas de servicio, alcance el fin de su vida útil.

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar