Airlite: la "depuración del aire en forma de pintura"

Airlite: la “depuración del aire en forma de pintura”

Airlite se ha presentado de manera oficial en España en Construtec 2018, Salón Internacional de Materiales, Técnicas y Soluciones Constructivas. Se trata de una pintura, completamente natural y sin emisiones, que mejora la calidad del aire e impide la proliferación de hongos y bacterias, incluyendo las bacterias multirresistentes.

“Airlite es una tecnología de depuración del aire en forma de pintura”, ha afirmado María Marín Romano, socia y directora de Airlite. Tal y como ha explicado en Construtec, esta solución se ha empezado a investigar hace más de 12 años, en Italia, con el objetivo de buscar cómo adaptar toda la potencia fotocatalítica a un material que se puede aplicar de forma generalizada y que contribuyera a mejorar la calidad del aire, en exterior e interior. De este modo, se habría llegado a una fórmula creada, única y exclusivamente, con minerales y que se prepara con agua, por lo que es totalmente natural y sin emisiones de VOC (compuestos orgánicos volátiles). Cabe destacar que cuentan con pintura de exterior y de interior.

 

 

Airlite funciona por la reacción con la humedad del aire, de manera que se eliminan las moléculas complejas y se depura el aire, según Marín, “como si fuera un árbol”. Así, “el volumen que depura un metro cuadrado de Airlite, es el equivalente a lo que depura un árbol maduro, según los datos de la Asociación Americana Forestal”.

Asimismo, la directora de Airlite ha indicado que esta pintura  “impide la proliferación de hongos y bacterias”, ya que genera un entorno alcalino en la pared en la que se aplica, el cual no es apropiado para que crezcan estos microorganismos e incluye las bacterias multirresistentes, de las que se elimina el 99,9%. De la misma manera, destruye los olores.

Respecto a la limpieza, la reacción con la humedad del aire produce una película molecular de agua sobre la pared, que impide que las moléculas de grasa que están en el ambiente se adhieran a la misma.

En cuanto a la pintura para exterior, Marín señala que “tiene un índice de reflexión muy alto”, lo que implica que, al reflectar la luz, el edificio se caliente menos, lo que contribuye a un menor consumo energético e, indirectamente, a menores emisiones de CO2.

Airlite: la "depuración del aire en forma de pintura

María Marín Romano

La primera intervención que se realizó con Airlite fue en el túnel Umberto I, situado en Roma. Massimo Bernardoni, CTO de la compañía, ha explicado que era el inicio de esta tecnología, por lo que querían demostrar su funcionamiento dentro del mismo, donde, debido a su elevado tráfico, la contaminación era muy elevada. Tras un mes del comienzo de los trabajos, habían eliminado el viejo sistema de iluminación, limpiado la galería, aplicado Airlite y sustituido la iluminación.

Tres semanas antes del comienzo de los trabajos con Airlite, se habían recopilado datos sobre la contaminación dentro del túnel y, tres semanas después de la reinauguración del mismo, se hizo algo similar, comprobando que se había reducido la contaminación en un 51%. La mayor prueba de esto es que, además de que los peatones ya pueden pasar por el mismo caminando, 12 años después de aplicarle Airlite, sin ningún tipo de mantenimiento, el túnel sigue blanco. Lo único que pueden encontrarse son telarañas en el Umberto I, a las que se adhiere la suciedad, sin embargo no a sus paredes.

Airlite: la depuración del aire en forma de pintura

Massimo Bernardoni

María Marín ha continuado su intervención destacando que Airlite puede aplicarse “en cualquier sitio que queramos tener un aire mucho más sano”. Así, ha resaltado que, cada vez, se relaciona más la calidad del aire con alergias, enfermedades respiratorias y otras patologías. La pintura puede ser “un componente activo en una mejora tanto en la sostenibilidad de los edificios, como en la calidad del aire que se está respirando dentro” y, en el caso de las fachadas, contribuiría, también, a mejorar la calidad del aire exterior. Así, está totalmente certificado, ya que hay estudios hechos por universidades independientes, ingenierías y laboratorios de control, con los que colabora la compañía.

En concreto, en Construtec se ha realizado un experimento en vivo del efecto de Airlite sobre la contaminación. Se trata de un dispositivo basado en cómo se mide la actividad de una pintura o cualquier otro material sobre la eliminación de óxidos de nitrógeno: una maqueta pintada con Airlite, en una urna donde, por uno de sus lados, entra dióxido de nitrógeno, con el que saturan el ambiente. Cuando llega al nivel máximo de saturación, destapan la urna y dejan que pase la luz ultravioleta, de manera que puede apreciarse cómo disminuye la concentración de óxido de nitrógeno.

Airlite: la "depuración del aire en forma de pintura

Deja un Comentario

Comparte con tus amigos










Enviar