ACCIONA completa las pruebas finales en la ampliación de la desalinizadora por ósmosis inversa de Umm Al Houl.

La desalinizadora de agua de mar por ósmosis inversa de ACCIONA ubicada en Umm Al Houl (Catar) ha alcanzado una producción de 282 millones de litros diarios, su capacidad total, y ha completado las pruebas finales antes de lo previsto.

La ampliación de la desalinizadora Umm Al Houl (ampliación de UHP) forma parte de un megaproyecto independiente de agua y energía (IWPP) que incluye una IDAM por ósmosis inversa preexistente. Tras la ampliación, las dos desalinizadoras por ósmosis inversa producirán 564 millones de litros al día en total, convirtiéndose así en la mayor desalinizadora de Catar con esta tecnología. El complejo suministrará agua potable a 1,1 millones de personas. ACCIONA se ha hecho cargo del diseño, la adquisición, la construcción y la puesta en servicio de la ampliación de UHP.

Según José Francisco García Jorge, director del proyecto de ampliación de UHP: “Este hito es el resultado de un buen trabajo en equipo entre el cliente, nuestros ingenieros y los equipos de construcción que, debido a la pandemia de COVID-19, se ha llevado a cabo en condiciones difíciles. Estamos muy orgullosos de haber completado este proyecto que suministrará agua potable de forma sostenible e innovadora.»

Recientemente, la ampliación de UHP alcanzó un importante hito en materia de seguridad y salud, habiendo superado los 10 millones de horas de trabajo sin lesiones con baja. Además, al completar el proyecto en solo 22 meses, también bate un récord de construcción en el mundo de la desalinización. Esta es la tercera desalinizadora por ósmosis inversa que ACCIONA finaliza en Catar.

ACCIONA es líder mundial en la tecnología de ósmosis inversa (RO, por sus siglas en inglés), que envía el agua salina a través de una membrana semipermeable tratada para separar el agua de la sal. Es menos costoso y energéticamente más eficiente que la desalinización térmica puesto que no es necesario calentar el agua de mar. También es una tecnología más ecológica, ya que emite 6,5 veces menos gases de efecto invernadero que la desalinización térmica. Por todo ello, la ósmosis inversa se está convirtiendo rápidamente en la tecnología de desalinización preferida en las partes del mundo donde escasea el agua, como el Oriente Medio, gracias a su eficiencia, sostenibilidad y menor huella de carbono.

close

NEWSLETTER

Regístrate para recibir contenido en tu bandeja de entrada, cada semana.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *